Seleccionar página

Hoy Lobito y Dinde han podido experimentar y disfrutar en el taller vivencial de Segni Mossi donde se puede dibujar con todo el cuerpo: correr, saltar, reir. Puedes dibujar sin mirar, con el corazón de otra persona, con su voz, en el aire. Puedes ser incisivo y no perderte en el espacio. Puedes dejar una marca aún permaneciendo inmóvil… ha sido una buena experiencia enriquecedora y nos ha hecho pensar en una propuesta de taller donde el cuerpo, el arte y el movimiento pueden enseñarnos a liberarnos y dejar disfrutar el ñino que llevamos dentro.

Segni Mossi es un proyecto de investigación nacido de la unión entre Alessandro Lumare (artista visual) y Simona Lobefaro (coreografa), que se dedican a investigar la relación entre la danza – como proyección en el espacio y la emergencia de la parte emocional – y el dibujo – como extensión del cuerpo y de la acción y como rastro de la esencia de las experiencias.

Quién ha dicho que se ha de pintar sentados?. Que mientras que la manos se desliza sobre el papel, el resto del cuerpo se ha de mantener quieto?

Hemos podido experimentar el placer que se siente dejar un recorrido más allá de cualquier propósito representativo, la exploración, el enfoque sensorial, la relación con los otros, la superación de prejuicios y de la competitividad.

La intención de este curso es ayudar a superar los temores y las convenciones relacionadas con la supuesta “incompetencia” gráfica y para estimular un sentimiento crítico y artístico… Se trata de recuperar el niño interior i rencontrarnos con los propios recursos creativos.

Gracias Segni Mossi!

Pin It on Pinterest